viernes, 11 de mayo de 2007

Buscando las raíces


Desde tiempos inmemoriables el ser humano ha sentido verdadero interés por la genealogía. Las primeras concentraciones de seres humanos basaban su supervivencia en la elección de un líder que les pudiera guiar con éxito. Las reglas del juego, se basaban en la filiación, es decir, en la secesión del poder que pasaba de padres a hijos, y de madres a hijas (en aquellas sociedades matriarcales de tiempos pretéritos). De estas primeras colectividades tuvieron que surgir la idea de querer rememorar la parentela y querer embrancarse con las ramas de las familias más poderosas. Y en esos tiempos en los que todos eran familia, era más que fácil demostrar que uno era primo tercero del jefe del clan y conseguir beneficios por ello.

El paso de las centurias nada cambió el interés por los orígenes, salvo que se evolucionó de la tradición oral (que siempre podía olvidar a alguien) a la tradición escrita. Dicen que las fuentes genealógicas escritas que más retroceden en el tiempo son las hebreas, puesto que más de un miembro de la comunidad judía deseaba emparentarse con el mismo David y llevaron a cabo un extenso registro genealógico. Es más, existe una base de datos global que recoge el origen del pueblo judío. Ahí es nada.

Más de una familia ha tratado con menos o más existo dibujar el árbol genealógico familiar y descubrir el origen de una saga familiar. En más de una ocasión se ha descubierto nuevas ramas familiares que nos eran totalmente ajenas. Y recomiendo el ejercicio, consultando a las mejores fuentes de información posible, los abuelos. Puesto que son ellos los que guardan un registro más antiguo de los abatares familiares. A partir de ahí rastrear partidas de nacimientos, fe de bautismos, etc.

Y para los impacientes, existe un bálsamo, una web que recoge base de datos de genealogía, donde los aficionados pueden consultar los orígenes de sus apellidos. Sería empezar por las raíces y hacer el camino inverso. La web se llama: España Gen - Web (
http://www.genealogia-es.com). Dispone de una sección de Heráldica también.

Ya sabéis, si queréis saber si estáis emparentados con Bonaparte o saber si sois originarios del Friuli hay más de una opción. ;o)

4 comentarios:

rei dijo...

yo no desciendo de las profundidades y tengo un pasado más ke censurable con virutas de caramelo.

La lauri tiene raices de las viñas de toscana por lo menos!!!

Mr. D dijo...

Buuuuuuf. La pagina que has enlazado no tiene muchos links utiles. Vamos, que cuando hicieron el mundial del Naranjito ya se habia quedado antigua....

Yo, haciendo mis investigaciones, he encontrado que mi apellido Tortosa no viene de Cataluña, como sería lo logico, sino de la ciudad italiana de Vicenza, siendo un apellido tipicamente italiano. Que si, que llevo sangre friuliana por mis venas. Como la Baracetti. Como el Novello. Como la bigotuda del Quadrifoglio, cáspita!

Pecos Elmer dijo...

No existen en Internet páginas fiables sobre este tema lo mejor es sacarse un carnet de investigador e irse para la Biblioteca de Catalunya donde tienen mágnificos compendios de heráldica y genealogía. ;o)

directorio@genealogica.net dijo...

Probad http://www.genealogica.net

Posiblemente el mayor Directorio de Genealogía Hispana en la red (y actualizado).